Clases de tejido oseo

Tejido conectivo óseo

¿Reconoce el alimento que aparece en la parte superior izquierda de esta foto de la figura \N (\PageIndex{1})? Es médula ósea asada, todavía dentro de los huesos. Se considera un manjar en algunas cocinas. El tuétano es un tipo de tejido que se encuentra en el interior de muchos huesos de animales, incluidos los nuestros. Es un tejido blando que en los adultos puede ser mayoritariamente grasa. Aprenderás más sobre la médula ósea y otros tejidos que componen los huesos cuando leas este concepto.

Los huesos son órganos formados principalmente por tejido óseo, también llamado tejido óseo. El tejido óseo es un tipo de tejido conectivo formado principalmente por una matriz de colágeno que está mineralizada con cristales de calcio y fósforo. La combinación de colágeno flexible y cristales minerales duros hace que el tejido óseo sea duro sin hacerlo frágil.

Figura \ (\PageIndex{2}\N): Los huesos son más complejos por dentro de lo que cabría esperar por su aspecto exterior. En la parte hueca del hueso largo hay médula ósea. El límite exterior del hueso está compuesto por tejido óseo compacto, y de los extremos, y el resto del interior del hueso está compuesto por tejido óseo esponjoso o cancellous. El hueso está cubierto por un tejido de conexión llamado periostio.

Células óseas

Los huesos trabajan con los músculos y las articulaciones para mantener nuestro cuerpo unido y apoyar la libertad de movimiento. Esto se denomina sistema musculoesquelético. El esqueleto sostiene y da forma al cuerpo y protege los delicados órganos internos, como el cerebro, el corazón y los pulmones.

Los huesos contienen la mayor parte del suministro de calcio de nuestro cuerpo. El cuerpo construye y descompone constantemente el tejido óseo según sus necesidades. Un hueso sano necesita una dieta equilibrada, ejercicio regular con peso y los niveles adecuados de diversas hormonas. El esqueleto El esqueleto humano está formado por 206 huesos, incluidos los huesos del: Tipos de huesos Hay cuatro tipos diferentes de huesos en el cuerpo humano: Tejido óseo Las diferentes capas del tejido óseo incluyen: Médula ósea La médula ósea es el lugar donde se producen las células sanguíneas. Los tres tipos diferentes de células sanguíneas producidas por la médula ósea incluyen: Células óseas Nuestro cuerpo remodela constantemente su esqueleto construyendo y descomponiendo el tejido óseo según sea necesario. En consecuencia, cada hueso se reconstruye desde cero aproximadamente cada década. Las células óseas que intervienen en este proceso son, entre otras, las siguientes Densidad ósea Son muchos los factores que actúan conjuntamente para garantizar la resistencia y la salud de los huesos. La densidad ósea depende de: Condiciones óseas Algunas condiciones óseas incluyen: Dónde obtener ayuda

Función del tejido óseo

¿Qué es el hueso? El hueso es un tejido vivo que constituye el esqueleto del cuerpo. Existen tres tipos de tejido óseo, entre los que se encuentran los siguientes:  La dura y fina membrana externa que recubre los huesos se llama periostio. Debajo de la dura capa exterior del periostio hay túneles y canales por los que circulan los vasos sanguíneos y linfáticos para llevar el alimento al hueso. Los músculos, los ligamentos y los tendones pueden unirse al periostio. Los huesos se clasifican por su forma: largos, cortos, planos e irregulares. Hay 206 huesos en el esqueleto humano, sin incluir los dientes y los huesos sesamoideos (pequeños huesos que se encuentran dentro del cartílago): ¿Cuáles son las funciones del hueso? El hueso proporciona forma y soporte al cuerpo, así como protección para algunos órganos. El hueso también sirve como lugar de almacenamiento de minerales y proporciona el medio -la médula- para el desarrollo y almacenamiento de las células sanguíneas.¿Cuáles son los diferentes tipos de células óseas? Los diferentes tipos de células óseas incluyen las siguientes:Las células grasas también se encuentran dentro de la médula ósea.Debido a la complejidad de la función de un hueso, desde proporcionar fuerza y apoyo al cuerpo, hasta servir como un sitio para el desarrollo y almacenamiento de las células sanguíneas, hay muchos trastornos y enfermedades que pueden afectar al hueso.

Hueso compacto

¿Reconoce el alimento de la parte superior izquierda de la figura 11.4.1? Es tuétano asado, todavía dentro de los huesos, y se considera un manjar en algunas cocinas. El tuétano es un tipo de tejido que se encuentra en el interior de muchos huesos de animales, incluido el nuestro. Es un tejido blando que, en los adultos, puede ser mayoritariamente grasa. Aprenderás más sobre la médula ósea y otros tejidos que componen los huesos cuando leas esta sección.

Los huesos son órganos formados principalmente por tejido óseo, también llamado tejido óseo.  El tejido óseo es un tipo de tejido conectivo formado principalmente por una matriz de colágeno que está mineralizada con cristales de calcio y fósforo. La combinación de colágeno flexible y cristales minerales duros hace que el tejido óseo sea duro, sin que sea frágil.

Los dos tipos diferentes de tejido óseo son el tejido óseo compacto (también llamado hueso duro o cortical) y el tejido óseo esponjoso (también llamado hueso esponjoso o trabecular). Ambos se muestran en los diagramas de un hueso típico en las figuras 11.4.2 y 11.4.3.

El tejido óseo compacto forma la capa exterior extremadamente dura de los huesos. El tejido óseo compacto da al hueso su aspecto liso, denso y sólido. Representa aproximadamente el 80% de la masa ósea total del esqueleto adulto. El tejido óseo esponjoso rellena parte o la totalidad del interior de muchos huesos. Como su nombre indica, el hueso esponjoso es poroso como una esponja y contiene una red irregular de espacios, como se muestra en las figuras 11.4.4 y 11.4.5. Esto hace que el hueso esponjoso sea mucho menos denso que el hueso compacto. El hueso esponjoso tiene una superficie mayor que el hueso compacto, pero sólo constituye el 20% de la masa ósea.

También te puede interesar